Buscar

APOCATÁSTASIS

Retorno de todas las cosas o de cualquiera de ellas a su primitivo punto de partida.

Deshilvanar las obstrucciones


Esa búsqueda de reconocimiento, esa obstrucción en mi lado masculino que me aqueja. Esa rabia cuando se quiere imponer algo sin consultar. Por eso al enfrentarme al costal de pateo, puedo liberar un poco de esa energía que se me pega a los pies.

¿Cómo entender? La estrategia es hundirme en las raíces y buscar, recordar, armar las piezas de un rompecabezas que he olvidado cómo se arma.

Mi lado derecho pesa.

Siento que ardo, que mi cuerpo se enciende y empieza hacer sus estragos. Pero debo aprender algo, no sé aún que es lo que busco. Sigo sin sentirme parte de nada y a la vez la dicotomía me une al todo.

Querida Sra. Kübler-Ross ¿Cómo?

El lado derecho, el sol, el entendimiento de lo que siento en este momento.

Mi ego tenía días creciendo, un empoderamiento cargado hacia la guerrera que habita en mí. Es esta transición que nos deja entre paréntesis.

Escarbo un poco y encuentro que falta ese reconocimiento masculino, que dentro de mi historia existe la constante de minimizar lo que soy, que debo luchar (esa es la palabra) para que se me vea como alguien suficiente. ¿Cómo libero eso?

Entonces te conocí. Mi perspectiva cambió, conocí una alegría que había perdido, supe que estabas ahí para que pudiera reconocer mi propio brillo. Luego en tus manos fuertes  y grandes, puedo también encontrar historias. En toda tu rudeza eres capaz de brindar ternura, de mirar a un vacío que no aclanzo pero es cálido y me invita a estar ahí.

Escarbar y rescatar. Recordar para rearmar, sanar es la meta en esta etapa otoñal donde también debo dejar caer las hojas que ya no necesito.

Crecimiento, amor y servicio. Buscando mi camino una vez más ¡Aho!

siyofueravenecia
Fuente de imagen: Palomilla Apocatastásica

 

Mezcla


La humedad, el latido tus labios descubriendo los míos, explorando su sabor.

Impregnarme lentamente los sentidos, con esa combinación, mezla fuerte y seductora.

Quién iba a decir que el cigarro y la cerveza, provocaran así. Llenaran tus manos de sabor y olor que me cubre, que me impregna, que me vuelca en oleajes en un mar de emociones.

mujerdefuego
Fuente de imagen: Einhänder

 


El caballero, al llegar demasiado tarde, decidió rescatar al dragón, porque la princesa se había rescatado a sí misma.

tigredragon

 

Delirium


Cansina, de ver en ese espejo un rostro ajeno, que nos devuelve lo que no queremos ver. Acobardada frente a la realidad desde otra perspectiva, arrojada del sueño hacia una pesadilla.

Vehículo de los mundos, porque todo es incoherente. Es el delirio apoderándose de la mente.

Nada está claro, es como vivir dentro de un cuarto que se va oscureciendo hasta cegarme. Esta paradoja, ciega de luz y ciega de oscuridad.

Táctil


Léeme, porque tus ojos construyen historias en mi cuerpo,

abren puertas hacia lugares desconocidos,

transforman.

Léeme, porque pareciera que en tus manos

estoy escrita en braille.

cuerpos