Publicado en Ars, Color

Persépolis


La primera vez que ví esta película, sentí que esa realidad estaba demasiado alejada de la mía. No sólo geográficamente, sino que no existía un parámetro de comparación en mi existencia para establecer un punto de partida.

Además la animación te amortigua la crueldad, la discriminación, la frustración que viven los personajes.

Sin embargo, Marja quien narra la historia, nos hace ameno este tránsito, a través de sus soliloquios, su intento infantil por expresar aquello que aún no logra entender, luego su “exilio” y el regreso, en donde tenía ya una visión muy diferente de su país y de sus raíces.

Curiosamente, años después, una situación similar comenzó a vivirse en esta región.

Los camiones de soldados se veían por las calles, una vez nos detuvieron un domingo en la mañana y revisaron nuestro auto, las avenidas se veían desiertas a cierta hora de la noche, es preferible hacer reuniones en casa.

Comencé a sentir una opresión silenciosa, obscura y en cierto sentido vedada, en donde tácitamente no están permitidas ciertas expresiones, conversaciones o actitudes.

Ciertamente hay similitudes. El guión es inmejorable, nos permite adentrarnos en la vida de un país que podría resultarnos exótico, incomprensible y de fábula.

Pero como dijo en una entrevista Marjane Satrapi: “No podía enfrentar a la estupidez con estupidez, ni a la violencia con violencia”.

Anuncios

Autor:

Las bibliotecas son crisoles de conocimiento, tengo la fortuna de trabajar en una de ellas.

Un comentario sobre “Persépolis

Platícame que piensas de lo que escribo.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s