Publicado en El dragón y el Duende, Mundo faerico

Algo cambia


Querido Dwende:

Quizás esta sea la “última y nos vamos” Es que quisiera que de alguna manera menos dolorosa llegaras a aprender que la vida allá afuera no es sencilla. Hay promesas que en eso quedan y al enfrentarlas sabrás que todo era únicamente un lindo discurso que no llegará a concretarse.

Ha llegado el momento de irte soltando, aún cuando falte algún tiempo, sé que quizás te vayas definitivamente de mi vida, no porque yo lo quiera, sino porque esa idea se te ha ido inoculando durante los últimos meses y debo estar preparada.

Se han levantado barreras que no quieres quebrar, se han abierto heridas que no te corresponde cargar, pero que te las han heredado como si fuera imperativo destruirte para poder destruirme. Una mera cuestión de egos que en este momento no puedes siquiera vislumbrar. Ahora no sólo te arriesgas, sino que también los que te queremos y estamos a tu alrededor, nos sentimos abrumados por no saber cómo hacerte reaccionar.

Es como si fueras un pequeño kamikaze que espera el momento de detonar un gatillo que abarca todo lo que está cerca de tí.

Lo Dwende se te ha ido diluyendo y me aferro con todo lo que tengo a esos pocos espacios, en los que aún se puede ver en tu existencia esa magia que te caracterizaba. Algo dentro de tí se ha apagado y por más que insisto en que logres verlo, tal parece que hay fuerzas allá afuera que han sido más eficaces.

Veo con tristeza cómo la desidia te inunda, el mínimo esfuerzo detona tu ira y ese desprecio que ahora tienes por todo aquello que antes nos unía ha ido creciendo sin que mis estrategias hayan funcionado.

Ese demonio que nos acecha parece que ya ha devorado suficiente nuestra existencia y lo cierto es que llevo demasiado tiempo luchando para protegerte que ahora ya no quiero seguir desgastándome en algo que no ha servido de nada.

¿Cómo se puede ayudar a quien siente que no necesita ayuda? ¿Cómo puedes estar convencido que alguien que ni siquiera puede ordenar su propia vida va a poder ayudarte a ordenar la tuya?

Quiero confiar en esa frase que me he grabado hasta el tuétano: Las palabras convencen, el ejemplo arrasa.

Sólo espero que el ejemplo que tu decidas seguir, sea el que te lleve a ser la mejor versión de tí.

Anuncios

Autor:

Las bibliotecas son crisoles de conocimiento, tengo la fortuna de trabajar en una de ellas.

Platícame que piensas de lo que escribo.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s