Publicado en Apocatástasis

Roce


cuerpos

El tacto

leve,

apenas roce,

tus labios sellando los míos.

El  tacto

tibio,

tregua imposible,

tu piel me atrapa.

El tacto

lejano,

un recuerdo vago

vuelto de golpe.

El tacto

ardiente,

 latido incontrolable,

tiemblo.

El tacto,

tuyo

aprendiendo

a volverse también mío.

Anuncios

Autor:

Las bibliotecas son crisoles de conocimiento, tengo la fortuna de trabajar en una de ellas.

Platícame que piensas de lo que escribo.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s