Publicado en Apocatástasis

Te lo explico de nuevo


“En los ojos de la mujer había algo semejante a una tristeza serena, a un aburrimento domesticado, a una desesperanza ya vieja y sin solución”.

Aguilera, M.

“El oscuro universo de una mujer en la que el resentimiento por haber sido perseguida por el destino se mezcla con el orgullo de haber conseguido pasar por todo ello sin hundirse”

Yoshimoto, B.

HEKATE_110ppp

Fuente de imagen: Victoria Francés

Porque aún hay diferencias, porque no hace mucho escuché un comentario sobre “entre más estudian, más pendejas”. Porque las frases machistas e hirientes continuan.

A veces no sabemos si avanzamos, pero la realidad nos abofetea a cada rato. Sigo escuchando a mis amigas casadas quejarse porque no reciben un trato adecuado, porque si trabajan una jornada o más, reciben reclamos por no cumplir en casa, porque son juzgadas, porque los hijos tuvieron percances y no son perfectos como ella debiera formarlos.

Roles y roles cuyas raíces siguen siendo profundas.

Hace un par de días, leía un cartel sobre un evento que decía: “Conmemoración del día internacional de la mujer trabajadora”. Entonces yo cuestionaba el porqué aclarar que las trabajadoras, o había que definir qué se entiende por eso.

Este día todos tenemos voz, palabras, actos, para exigir, para tomar conciencia, para concientizar a los demás. Especialmente las o los que hemos pasado por situaciones de violencia de género. ¿Por qué callar? Por el contrario, si ya nos hundimos hasta el fondo y logramos sacar la cabeza, tenemos la responsabilidad de ser voz por aquellas que aún no lo han logrado.

Las mujeres justifican la violencia, la minimizan, incluso llegan a paralizarse porque si dejan a su pareja, creen que no podrán salir adelante. Especialmente si su grado escolar es básico. Pero conozco mujeres de todos los estatus sociales, que han sufrido violencia. Mujeres con grados académicos altos que siguen viviendo así. ¿Qué es lo que pasa? Llegan a un grado de adormecimiento que les impide salir. O luego dicen: “Pues cuando tengas tu pareja, tu la educas para que no te pase lo mismo” ABRE LOS OJOS.

Si te llaman a cada rato para ver dónde estás y con quién. ABRE LOS OJOS.
Si te revisan los gastos, aún cuando tu ganes tu propio dinero. ABRE LOS OJOS.
Si te impiden acudir a algún lugar con tus amigas, y ni siquiera te puedes plantear la posibilidad de salir con tus amigos. ABRE LOS OJOS.
Si te exigen que te quedes en casa bajo el pretexto de cuidar a los hijos, o de que no tienes necesidad. ABRE LOS OJOS.
Si tratan de forma diferente a los hijos que a las hijas. ABRE LOS OJOS.

Si tu pareja va contigo a comprar la ropa, bajo el pretexto de que él elija lo que se te ve mejor. ABRE LOS OJOS.
Si te critican como vistes, como comes, como hablas, qué sientes, qué opinas. ABRE LOS OJOS.

Si te hablan con tono sarcástico ante cada uno de tus comentarios. ABRE LOS OJOS.
Si a tus hijas, les impiden practicar ciertos deportes, comer ciertas cosas con el pretexto de que no cumplirán luego con el estereotipo establecido. ABRE LOS OJOS.

Mujeres de ojos grandes, de piel brillante, de cabellos sedosos. Mujeres de voces cálidas, de abrazos tiernos, mujeres empresarias, mujeres que se dedican por compromiso personal y decisión propia al cuidado de sus hijos. Mujeres bellas que también se atreven a ser ellas mismas. Todas mujeres. Y recordemos a sus compañeros o compañeras de vida que en verdad las respetan y las aman.

Ser mujer no implica tener un marido, tener hijos, tener dinero o un trabajo. Ser mujer es un estado de vida, en el que cada mujer debe luchar por su libertad a decidir lo que quiere hacer con su vida. Sin presiones de ningún tipo.

Hija, amiga, hermana, prima, tía, vecina, conocida, colega. Tienes voz. No estás en soledad, no tengas miedo. Hay quienes ya pasamos por situaciones que nos hicieron cambiar. Tu también puedes hacerlo.

Hijo, amigo, padre, amante, primo, hermano, compañero. Si conoces a una mujer que lucha, que vive su libertad. Acuérdate que también naciste de una mujer y ve en ella a todo su género.

Otras reflexiones sobre el tema:

Diferencias abismales

Flashazos de mujer, un retrato actual y recurrente

Desde el centro del Yo-Mujer

Hemos nacido de mujer

A través de su voz

Aquellas como yo

Ley General de Acceso a las mujeres a una vida sin violencia

Mujeres violentadas por su pareja en México

¿Y por qué un día internacional de la mujer?

Anuncios

Autor:

Las bibliotecas son crisoles de conocimiento, tengo la fortuna de trabajar en una de ellas.

Platícame que piensas de lo que escribo.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s