Publicado en Reflexiones de la Palomilla

Pensar mata


Voces hasta lo alto, de norte a sur, de este a oeste nuestro país sufre.

shhh

De sur a norte, de este a oeste, las voces se elevan. Claman justicia. Números que aumentan. El que habla, el que piensa, el que denuncia, el que comparte, está condenado. Estamos condenados… a no saber, a caer en la farsa de los medios. A adormecernos con las programaciones mediáticas. A callar, guardando en el silencio los horrores y tragarnos los melodramas estúpidos y anodinos que alienan.

¿Para qué le das tantas vueltas? No vale la pena, todo va a seguir igual. Frase inoculada ad nauseam.

ASESINATO es una palabra fuerte que al escucharla a diario se vuelve menos poderosa, el horror se disuelve. Si te vuelves “visible” eres blanco. Esa utopía llamada libertad, es un conjunto de grafías sin significado. ASESINATO, TORTURA… el pan nuestro de cada día, sofocante, nauseabundo. Una sociedad desgastada y podrida.

ASESINADOS pudieron ser mis amigos periodistas o los fotógrafos, los escritores, los activistas, los abogados. Cualquiera pudo ser… Rubén, Nadia, fueron personas con sentido.

“México es uno de los países más peligrosos para ejercer el periodismo con 102 comunicadores asesinados desde el 2000 hasta el 2014, según cifras de la Feadle. EFE”

La sociedad tiene los medios que se merece. Y en verdad, porque en esta sociedad defendemos a los mediocres, a los que no se atreven, a los que encubren. Mientras que censuramos y asesinamos a los que dicen o muestran la verdad.

Ayotzinapa; dizque se lo buscaron, Ostula; para qué se meten, Rubén; “se portó mal” al hacer su trabajo, Nadia; “ya se lo habían advertido” ¿Qué sigue? ¿Cuántos faltan?

¡Ay de mí Llorona! Llorona de azul celeste, aunque la vida me cueste Llorona, no dejaré de quererte. Mi voz es una entre miles, en un país donde escribir marca, donde hablar, marca, donde pensar, marca.

Ésta, dizque porqué es feminista, el otro, porque es gay, éste, porque defiende el matrimonio entre personas del mismo género. ¿Qué se ha sabido de la persona trasvesti que asesinaron hace unas semanas? Más números. ¿Acaso yo también me volveré un número?

No pienses, adormécete, niega la violencia, es todo una ilusión. Húndete en las telenovelas, trágate sin masticar las noticias oficiales, consume porquerías mediáticas. Únete a la crítica destructiva de los jóvenes en los jardines, pero cierra los ojos y descanza tranquilo, porque pensar: MATA.

Anuncios

Autor:

Las bibliotecas son crisoles de conocimiento, tengo la fortuna de trabajar en una de ellas.

Un comentario sobre “Pensar mata

Platícame que piensas de lo que escribo.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s